martes, 4 de marzo de 2014

VIAJE DEL NORTE AL SUR



Hola amigos, todo el finde esperando un  rayo de sol, con ganas de hacer vida al aire libre, entre otras cosas, había ido a mi vivero preferido, y compre pensamientos, florecitas bellas y que aguantan las inclemencias del tiempo,en Noruega se llaman Flores de Madrastra, nunca le había prestado atención al nombre, un tanto extraño, y en Google se encuentra tooooodo. Como en el cuento de la cencenta, resulta que las dos hojas de arriba solo tienen uno o pocos colores, las hijastras, las dos laterales mas coloridas son las hijas, y la quinta de abajo es la mas vistosa, es mas grande y mas decorada, la madrastra .             Ademas son comestibles, y hacen una decoracion  ideal para muchos platos.


las plante el viernes, y las pobres están resistiendo, y las jardineras tan deslucidas ya tienen nuevos  inquilinos,( las fotos estan al final) unas lavandas que me encantan, y cuando crecen se cortan los tallos, flores y hojas juntos, se secan y en bolsitas de lino hacen un ambientador perfecto para los armarios y los cajones.


Ahora quiero compartir otra receta de masa con levadura de panadero, normalmente se hacen cinnamon buns, caracolas de canela y azúcar, también muy típicas del norte, en este caso los vamos a hacer sureñas.
Ademas con un ingrediente muy "granaino" la morcilla y otro muy facilito,  tan facil como ir a refrigerados de Lidl.


La lista de la compra :


Un paquete de masa de levadura fresca (en Lidl)
1 morcilla de cebolla
4 cucharadas de mermelada de albaricoque
Un puñado de piñones






Se empieza por tostar los piñones en una sartén seca, una ves tostadas se reservan, se quita la piel de la morcilla, y con un tenedor de madera se va deshaciendo a la vez que se fríe. Una vez frita se añade la mermelada, y se mezcla bien. Se aparta y se deja enfriar un poco.


Ahora solo se desenrolla la masa, se pone la masa de la morcilla y se extiende sobre toda la superficie, se reparte los piñones por encima y se enrolla de nuevo.
En la placa del horno ponemos el papel que viene con la maza, se corta el rollo con un cuchillo bien afilado en trozos, y se colocan en la placa.
En 20 min. con el horno precalentado a 150 grados modo aire, están listos para degustar.
No se en vuestra casa, pero en la nuestra, la cocina es el sitio preferido por todo el mundo para empezar cualquier reunión, comida o cena, así que tener algo preparado para picar y recién hecho, siempre viene bien, y sobre todo sin manchar ;-)









Estos pobres no han superado el invierno.


Ahora esperar que salgan las flores, me encanta la lavanda.
 Os contare, y tengo una idea para las bolsitas de ambientadores tambien.
 Que flores son vuestras preferidas?
                                                                                 Love
                                                                                 Hilde